Primera consulta de rinoplastia

¿En qué se basa la primera consulta de rinoplastia?

La primera consulta de rinoplastia, se basa en una conversación a fondo con el cirujano plástico, a fin de preguntar todas las inquietudes que podamos tener en cuanto a la cirugía.

Nos evaluará, nos explicará y nos recomendará cual es el procedimiento que mejor se adapta a nuestros requerimientos. En esta primera consulta debemos ser sinceros y explicar con detalle que es lo que esperamos de esta intervención.

primera-consulta

Lo que sucederá en esta primera cita será:

  • Debemos exponer que nos motiva a realizarnos dicha cirugía.
  • Explicar con detalle que es lo que buscamos.
  • El cirujano deberá tomar fotografías para la evaluación.
  • El cirujano debe explicar que posibilidades existen de que se logren los resultados que pedimos, cuales son las limitaciones que tenemos y darnos recomendaciones sobre los aspectos que tienen mayor relevancia en resolver.
  • Si está a su alcance deberá realizar una simulación (simulador de cirugía plástica) que le permitirá junto al paciente ponerse de acuerdo sobre que tipo de cirugía es la más adecuada para el.
  • Mostrará al paciente casos similares que ha resuelto (antes y después).
  • Le explicará como son las técnicas que usará (si el paciente lo pide).
  • Responderá todas las dudas que tenga.
  • Elaborará un presupuesto.
  • Y finalmente, invitará al paciente a otra consulta en la cual, disipará las dudas que surjan luego de la primera consulta.

Estos puntos pueden variar de un médico a otro, incluso durante la primera consulta, puede que no se cumplan todos los puntos anteriormente descritos, y uno que otro se puede dejar para la segunda cita.

¿Qué se debe tomar en cuenta al momento de la planificación?

El primer punto a tomar en cuenta y el de mayor importancia es saber que desea el paciente, qué resultados busca, pues se han presentado casos en los que el paciente solo busca levantar la punta de la nariz, pero el médico nota la nariz torcida o con una gran giba, pero el paciente, no le da importancia.

En otros casos, los deseos de los pacientes son más fuertes que las posibilidades de lograr un resultado y se debe aclarar que no se puede o es complicado, y que es muy probable que no se puedan cumplir sus expectativas.

Lo que se ve como innegable para el paciente, termina siendo imposible de realizar para el cirujano, y esto debe estar claro a la hora de someterse al quirófano para evitar confrontaciones luego de la operación, por resultados que no fueron los pretendidos.

Una buena forma de explicar al médico tratante que es lo que pretendemos, puede ser llevar recortes de fotos con los resultados que queremos, el nos dirá, si nos va bien ese tipo de nariz según nuestros rasgos físicos o no.

¿Por qué nos toman fotos y para qué sirven?

Las fotografías sirven para evaluar intensivamente el caso a tratar, para luego de la cirugía poder comparar los resultados obtenidos con los resultados deseados, y confirmar si se cumplieron o no las metas propuestas.

Este paso es muy importante. Muchas veces el paciente no logra ver algunos defectos que esconde su nariz, a través de las fotografías el cirujano los detecta puede mostrárselos, y recomendarle o sugerirle como tratarlos.

El simulador de cirugía plástica, es un software muy útil, pero es importante saber que esta simulación no es un compromiso de resultado, se tratará como un plan que buscamos concretar, y muchas veces no son exactos los resultados, pero se asemejan mucho a la realidad.

La foto que mejor nos permite hacer la simulación es la de perfil.

Más importante y de más peso que la simulación, es la demostración de los casos que ya ha resuelto el cirujano, ya que son reales, y de ese modo podrá explicar con más detalle los procedimientos y técnicas usadas en cada uno de ellos.

Hay pacientes a los que les interesan más los resultados que las explicaciones técnicas, así como hay otros que se ven en la curiosidad de saber hasta el último detalle al cual van a ser sometidos, y exigen que les expliquen paso a paso.

El cirujano plástico debe saber que en una primera consulta es imposible aclarar todas las dudas, por lo tanto, conviene volver a reunirse para aclarar las dudas surgidas en el camino, para brindarle al paciente confianza, credibilidad y la posibilidad de obtener un buen resultado.

Primera consulta de rinoplastia
Califica este artículo
No Comments